Ramón Lobo

Noticias

27.oct.2015 / 07:43 pm / Haga un comentario

RAMON-LOBO

Caracas, 27 Oct. AVN.- “A confesión de parte, relevo de prueba”, señaló este martes el diputado socialista Ramón Lobo, tras las declaraciones del parlamentario de derecha, Alfonso Marquina, quien votó en contra de la aprobación del presupuesto de 2016 con el argumento de que se “financia el gasto público”.

“Para los capitalistas, esto es una ‘carga’ social, es un gasto. Pero para nosotros se trata de justicia social”, defendió Lobo, al detallar que el presupuesto del año que viene prevé los recursos para invertir en los proyectos de vivienda, salud, educación y seguridad social, que son impulsados por la Revolución Bolivariana.

El parlamentario socialista advirtió que la postura de la derecha en la Asamblea Nacional (AN) demuestra el interés de la oposición de eliminar los beneficios para el pueblo, en caso de hacerse con la mayoría de curules en los comicios del próximo 6 de diciembre.

“Han demostrado qué es lo que quieren hacer: Eliminar los logros”, apuntó Lobo, al tiempo que recordó que la oposición venezolana se ha negado de manera consecutiva a aprobar créditos adicionales para el incremento del salario mínimo, el financiamiento a la Gran Misión Vivienda Venezuela, y los programas sociales destinados a “garantizarle al pueblo la mayor suma de felicidad posible”.

De igual forma, rechazó que la derecha se oponga en el Parlamento a adoptar medidas para proteger el bolsillo de las grandes mayorías ante los embates de la guerra económica.

Lobo evidenció el impacto positivo de la inversión social en Venezuela, que ha permitido la reducción de la pobreza, la ampliación del acceso a la educación, así como la defensa de los derechos a la salud, la seguridad social, el esparcimiento, y lo contrastó con el plan neoliberal que defiende la derecha.

“No nos podemos dejar entrampar por estas mentiras. Para ellos (la oposición), estos programas son un malgasto de dinero”, apuntó.

El diputado Marquina intervino antes que Lobo y aseguró que el presupuesto previsto para el próximo año era una “guachafita fiscal”, mediante la cual se “regala” el dinero para “financiar el gasto público”.

“Aprobar este presupuesto es decirle al país que el gobierno va a seguir prendiendo la maquinita para imprimir dinero inorgánico”, afirmó Marquina para defender su voto en contra, posición que también expresó la bancada opositora.

AVN

 

Hacer un comentario.




Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten. Este sitio no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicación.

Aquellos comentarios que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social, este sitio se reservará el derecho de su publicación. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos.